El apasionante Museo de las Ilusiones ha abierto sus puertas en Madrid

2314
Museo de las Ilusiones Madrid

Volvamos a soñar ¡y qué mejor que hacerlo en un mundo de ilusiones! Los museos ya han abierto de nuevo sus puertas y, con toda prudencia, señalizaciones y aforo reducido, ya reciben nuestras visitas. Pero en Madrid acaba de abrir uno muy especial –que tiene presencia en 18 países más- y a los niños seguro que divertirá, El Museo de las Ilusiones.

Está en pleno centro, junto a la Puerta del Sol y en él nada es lo que parece y la experiencia, visual y sensorial, no solo es divertida; es también educativa. Todos disfrutaréis de sus variadísimas propuestas y ‘cuartos extraños’ como niños. Y, por supuesto, también lo harán ellos, especialmente.

Dejaos llevar por divertidos engaños

Una de las atracciones con las que cuenta el Museo de las Ilusiones es el Túnel del Vórtice (único –como anuncian en su web- en esta parte del mundo). Vuestros pies no se moverán de un suelo firme sobre una especie de puente, pero tendréis casi la absoluta certeza de que estáis girando y girando en el interior del cilindro. Los gritos y las risas son parte de esta aventura.

Las carcajadas también están aseguradas en el Cuarto de Ames. En una de sus esquinas hay un gigante; en la otra, un enano. Pero vosotros mismos iréis cambiando de tamaño según os mováis por él. Parece una habitación corriente, pero es un espacio inteligentemente distorsionado, en el que el juego visual os hará sorprenderos. Y si queréis ver el mundo en un giro de 90 grados, lo podéis hacer en el Cuarto Inclinado. La ilusión os jugará una divertida pasada. Como en el resto de los espacios de tan particular museo, no olvidéis llevaos una cámara fotográfica.

Imaginación sin fin en cuartos mágicos

museo con niños

Hay más cuartos cargados de magia. Otro de ellos lleva el nombre de Infinito y cuenta con una habitación de espejos. Así que parece no tener fin. El Cuarto Antigravedad pondrá en duda vuestra fe en las leyes de la física; no sabréis si estáis sobre una superficie inclinada o plana y tiene sorpresa: agua que fluye hacia arriba.

Los Hologramas son otra de las propuestas mágicas: imágenes que logran ilusiones en 3D, pero que, en un momento dado, desaparecen sin que seáis conscientes de ello. También cobran vida y ‘saltan’. La colección es importante y en ella tienen cabida objetos de nuestra vida diaria, como un billete o una tarjeta de crédito. El Palo con maña, El cilindro ambiguo, el Jarrón de Rubin, la Ilusión del Rostro Hueco, El Caleidoscopio, el Espejo Real o los Discos giratorios son también ilusiones, entre muchas otras, que os sorprenderán.

Ilusión también para llevar a casa

Puzles y rompecabezas tienen también su hueco en este particular espacio, que cuenta con una tienda de Regalos para el cerebro con más de 80 juegos de dilemas, de construcción y educativos. Aprendizaje y diversión para regalar o entretenerse y ‘comerse el coco’ en casa.

Dónde. Museo de las Ilusiones. Calle del Doctor Cortezo, 8. Madrid. Teléfono de información de aforo: 91 103 34 55. Web: museoofilusions.es.

Horarios. Jueves y viernes, de 12:00 a 20:00. Sábados y domingos, de 11:00 a 21:00.

Precios. Niños de 5 a 12 años: 9 euros. Adultos: 12 euros. Entrada familiar (dos adultos y dos niños): 36 euros. Mayores de 65 años: 9 euros.