‘Homeschooling’, ¿la vía alternativa a la vuelta al cole obligatoria?

La educación en casa en España es todavía una opción alegal frente a varios países de la CEE

138
homeschooling o vuelta al cole

Estos días muchas familias se han visto alarmadas por la obligatoriedad de la vuelta al cole de sus hijos, con noticias como la posible actuación en aplicar las medidas sancionadoras correspondientes al protocolo del absentismo escolar. La Asociación de Abogados de Familia ha recordado que aquellos progenitores que decidan que sus hijos no acudan al colegio debido a la pandemia del coronavirus deberán acudir a la enseñanza en familia ‘homeschooling’ para «evitar incurrir en delito de abandono».

De esta manera, serán responsables de la educación e instrucción de sus hijos durante el tiempo en que decidan no llevarles al colegio, «responsabilizándose del seguimiento del programa educativo del centro escolar al que asisten los niños, con la finalidad de evitar incurrir en delito de abandono de familia por absentismo escolar».

¿Qué es el ‘homeschooling’?

El homeschooling, también conocido como Educación en Familia es una opción educativa a la que cada vez optan más personas en todo el mundo. Es una opción educativa en la que los padres deciden educar a los hijos fuera de las instituciones educativas tanto públicas como privadas.

Una forma de educación aún no regulada

educación en casa homeschooling

Aunque varios países de Europa -como Portugal, Francia o Dinamarca- regulan este tipo de educación en casa, en España es todavía una opción alegal; esto es, que no está reglamentada ni está prohibida expresamente, aunque la ley sí que establece que la escolarización es obligatoria para los niños de entre 6 y 16 años. La lucha constante de quienes abogan por este tipo de aprendizaje es, de hecho, obtener un reconocimiento legal que les permita llevar a cabo la educación en casa de forma integrada en el sistema educativo.

¿Es delito no llevar a los niños al cole?

Muchos expertos han declarado que el hecho de no llevar a clase a nuestros hijos en este inicio de regreso a las aulas de obligatoriedad presencial, los padres podrían incurrir en un delito de abandono grave según recoge el código civil español. «El miedo de los padres ‘sin más’ no es causa justificada por sí sola para dejar de llevar a los niños al colegio. Este no debe ser utilizado como ‘cajón de sastre’ para decidir que los niños no acudan al colegio. Deben existir motivos objetivables relacionados con la salud del niño», han señalado.

Por nuestra parte, hemos consultado con nuestros lectores para saber su opinión sobre si llevar o no al colegio en estos momentos, independientemente de su postura sobre la filosofía educativa en casa, y os mostramos dos casos reales contrapuestos para que vosotros opinéis.

«Hay riesgos que no podemos asumir la familia»

Miguel, un autónomo de la restauración, nos da sus motivos para, al menos, esperar a llevar a clase a su hijo. Lo principal que nos remarca es que, en su opinión, no se reúnen las condiciones necesarias en las aulas para garantizar la seguridad sanitaria de su hijo. «Si en mi establecimiento no es seguro y esta prohibido que más de 10 personas se reúnan alrededor de una mesa, por qué sí lo es para niños en clases de 20 niños y en un espacio cerrado», nos comenta. A lo que añade «más allá de que estas normas sean coherentes, en el caso de contagio de mi hijo, nos obligaría a nosotros, sus progenitores -ambos trabajan en el mismo negocio-, a guardar cuarentena, con lo que nuestro negocio tendría que cerrar, casi seguro, definitivamente».

«No estoy en contra de la escolarización de mi hijo, pero hay unos riesgos que nuestra familia no pude asumir. Sé que esto va para largo, pero al menos hasta que no vea cómo se desarrolla la vuelta al cole, prefiero que mi hijo estudie en casa». En este sentido, nos comenta que se ha dirigido al director del centro educativo donde su hijo cursa sus estudios, explicándole los motivos y solicitándole un seguimiento online de los progresos del niño dentro del programa formativo.

Para mí, «el colegio es seguro como una fortaleza»

vuelta al cole medidas de seguridad

Por otro lado, Irene, madre de tres niños, dos en edad escolar, y dentista de profesión, nos muestra su confianza en las medidas adoptadas en los respectivos colegios de sus hijos. «Las medidas adoptadas en los colegios de mis niños, y que he podido ver en su regreso a las clases (para uno, es su primera vez) son seguras», afirma con total confianza. «Como profesional de la salud conozco perfectamente qué protocolos de seguridad debo aplicar en mi trabajo, y me dan total tranquilidad las medidas sanitarias adoptadas. Desde que entran al colegio, con alfombrillas desinfectantes y el lavado de manos, así como el uso de la mascarilla en clase, que además, en la mochila les hemos tenido que poner repuestos por si acaso», agrega.

Aunque sus hijos son pequeños, afirma que posiblemente sean ellos los que mejor van a respetar estas medidas, pues «tienen claras las normas. Ellos se acostumbran mejor que los adultos. Y el mayor viene con ganas, extrañaba a los compañeros y su rutina.»

Por nuestra parte, ni a favor ni en contra. Cada uno tiene sus motivos y son muy respetables ambas posturas y opiniones frente a las medidas de seguridad adoptadas en la vuelta al cole. Tan solo, exigir que las medidas se apliquen estrictamente para evitar mayores contagios, no solamente las que debemos cumplir las familias con niños en edad escolar, sino también en lo relativo a la limpieza, aplicación de medidas y controles sobre la comunidad educativa del centro. Pero, ¿y tú qué opinas?