Trapecio volante: una atracción para perder el miedo

31
trapecio atracciones de circo

Con los ojos muy abiertos y un ¡oh! en la boca hemos asistido, seguro, a las increíbles actuaciones de los profesionales del trapecio cuando hemos ido al circo. El trapecio volante fue inventado por el acróbata francés Jules Léotard en 1859. Pero hace ya años que ha salido de las carpas y se ha trasladado a parques, teatros y playas y a otros centros de aprendizaje con el fin de formar a futuros trapecistas, pero también para el regocijo, el ocio y, lo que es más importante, el beneficio psicológico de los más pequeños.

Diversión con mucha seguridad

Liberar la mente, superar miedos y alcanzar retos es el objetivo de la apasionante actividad que os proponemos para los fines de semana del mes de julio en Matamala (Segovia), a 120 kilómetros de Madrid. La organización está a cargo de Fly Art, una reconocida escuela de esta disciplina, dirigida y regentada en Madrid por el francés Olivier Manzano, que la fundó poco después de traer el primer gran trapecio volante a nuestro país en 2014.

La seguridad de esta divertida propuesta en plena naturaleza es la prioridad de la empresa. No tenéis que tener ningún miedo por vuestros niños ya que durante toda la actividad se encuentran sujetos por un arnés en la cintura y controlados por profesores con gran experiencia. Además, debajo hay una red elástica a la que caer sin peligro. La experiencia es fabulosa porque, además de los beneficios psicológicos que hemos citado, tiene otro físico: tonificar el cuerpo.

El evento es también una buena idea para la celebración de cumpleaños o de otro tipo de fiestas, tanto en Matamala o, si disponéis de jardín o un espacio adecuado al aire libre, en vuestra propia casa, ya que la escuela es itinerante y se trasladan con el trapecio al lugar que queráis.

Cuándo. Días 6, 7, 8, 13, 14 y 15 de julio.

Horarios. Viernes: de 11.30 a 14:00 y 18:30 a 21:00. Sábados: de 10:30 a 13:00 y de 18:30 a 21:00. Domingos: de 10:30 a 13:00 y de 18:30 a 21:00. Es posible añadir opción de comida, pero también la podéis llevar de casa.

Precio. Una clase de dos horas y media: 30 euros. Dos clases de dos horas y media: 50 euros.

Inscripción. Mandad un mail a flyartmadrid@gmail.com. Para el traslado se intenta organizar compartir coches y gasolina.