Con el buen tiempo empieza la temporada de excursiones

448
excursión con niños

El comienzo del mes de febrero con sus suaves temperaturas, escasez de lluvias y días que se alargan de forma casi exponencial, nos están proporcionando unas condiciones idóneas para salir a disfrutar de la naturaleza y realizar todas esas excursiones con niños que de vez en cuando se nos pasan por la mente pero que hemos ido retrasando con la excusa del frío.

Pues bien, una vez que parece que hemos dejado atrás el crudo invierno, (no hay que confiarse porque todavía volverán algunas gélidas jornadas) ha llegado la hora de prepararse para comenzar a hacer un poco de senderismo en familia, sano ejercicio con nuestros hijos, y redescubrir los magníficos parajes naturales que tenemos al alcance de la mano.

Para ir abriendo boca os voy a recordar algunos de fácil acceso desde Madrid y sus alrededores.

Historia y senderismo en familia en Buitrago del Lozoya

Foto: Castillos del Olvido

En Buitrago del Lozoya se conserva el mayor recinto amurallado de la región, en su centro histórico se encuentran algunos bonitos rincones rurales y paseando por la muralla se puede contemplar el pequeño castillo de la localidad. A lo largo de todo el año, la oficina de turismo de Buitrago del Lozoya ofrece visitas teatralizadas de una hora de duración, que ya se han convertido en un clásico, para dar a conocer su villa medieval. En vuestra visita podréis contemplar el Alcázar, la iglesia Santa María del Castillo, el Puente del Arrabal, la Torre del Reloj y el Museo Picasso que contiene una colección de más de 60 obras del pintor malagueño.

Pero además de su patrimonio histórico, Buitrago del Lozoya dispone de numerosas actividades para realizar al aire libre en su bello entorno natural (senderismo, rutas a caballo, piscina natural, piragüismo…) y tres áreas recreativas habilitadas para recibir a los visitantes: Riosequillo (con su gran piscina natural), El Pinar (en el casco urbano y con zona de recreo infantil) y El Jardín Medieval (donde se pueden admirar diversas plantas y con zona de recreo infantil).

Para practicar el senderismo en familia, dispone de cuatro rutas aptas para todos los públicos y transitables durante todo el año: la Senda de las Gariñas, de 4km de gran interés paisajístico y natural; la Ruta de la Espadaña de la Trinidad de unos 4km que discurre por un sendero rodeado de robles, encinas y fresnos; la Senda del Embalse de Riosequillo cuya versión corta bordea el embalse de Riosequillo hasta llegar al Área Recreativa de Riosequillo; y la Senda del Cerro de Cinco Vallas que permite contemplar una bonita panorámica sobre el Valle del Lozoya.

Mejorada del Campo y la Catedral de Justo

Excursión con niños a la Catedral de Justo

A tan solo 20 minutos de Madrid, en Mejorada del Campo, se puede contemplar la maravillosa ‘locura’ que está llevando a cabo Justo Gallego Martínez, un ilustre vecino de la localidad que hace ya casi 60 años decidió emprender la construcción de una catedral como ofrenda a Dios y a la Virgen del Pilar por haber sanado de la tuberculosis que padecía.

Es de destacar que Justo no es arquitecto ni albañil y que gran parte de los materiales que utiliza son donados por empresas y reciclados en su mayoría y las condiciones en las que trabaja son bastante precarias.

Paseando por la catedral, se ven diversos talleres y almacenes desde los que la catedral va cobrando vida. La planta de la iglesia tiene 50 metros de largo por 20 de ancho y alcanza una altura de 35 metros hasta lo alto de la cúpula, así que sus dimensiones son espectaculares para ser el trabajo de una sola persona (aunque desde hace algo más de 20 años le acompaña Ángel López, un enamorado del proyecto).

Tras visitar la Catedral de Justo podréis disfrutar de la naturaleza de la zona ya que en el término municipal de Mejorada del Campo confluyen los ríos Jarama y Henares donde, a lo largo de su ribera, se encuentra el Parque Regional del Sureste. El Paseo Fluvial de las Islillas cuenta con zonas habilitadas para actividades recreativas, observatorio de aves, merenderos y paseos a pie o en bicicleta.

Rutas por las Lagunas de Ruidera

senderismo en familia

Alejándonos un poco, en los límites de las provincias de Ciudad Real y Albacete, se encuentra el Parque Natural de las Lagunas de Ruidera, un paraje de gran belleza paisajística e interés ecológico formado por un sistema de quince lagunas que se comunican entre sí formando saltos de agua y cascadas en diferentes alturas.

Se trata de un espacio natural que recibe la visita anual de numerosas aves migratorias y cuyas ocho rutas señalizadas resultan ideales para recorrerlas con los niños, especialmente en primavera. Entre todas ellas, la Senda del Pie de En medio es una ruta circular de seis kilómetros y dificultad baja, perfecta para hacer senderismo en familia, que se recorre perfectamente en dos horas y media.

Aunque la ruta balizada oficial tiene su inicio en la Ermita de San Pedro, podemos iniciar nuestras excursiones con niños desde el restaurante Montesol, donde podremos aparcar el coche y de paso realizar un avituallamiento. Justo enfrente encontraremos el camino Abuchao que transcurre paralelo al arroyo del Sabinar. Enseguida llegaremos a una hermosa cascada y a la denominada ‘plaza de toros’, que es una poza con aguas de color turquesa. Tras pasar junto a varios saltos de agua enlazaremos con el camino Chorro de las Minas, desde donde se contempla la laguna Tinaja. Si ascendemos hasta llegar a un mirador, obtendremos una magnífica panorámica de la Laguna de San Pedro. Bordeando la laguna, continuaremos en paralelo al río Guadiana Viejo y podremos disfrutar de las lagunas de Tomilla, Redondilla, Lengua, Salvadora, Santos Morcillo, Batana o Colgada, en nuestro retorno a la población de Ruidera.

El paisaje es variopinto y representa un buen ejemplo de monte mediterráneo cubierto con una vegetación en la que dominan especies como la carrasca, la sabina y diversos matorrales. El itinerario permite identificar numerosos elementos de interés, perfectamente señalizados, durante las excursiones con niños.