¡Vamos a descubrir Toledo con los niños!

De la mano de una guía profesional disfruta de la ciudad de las tres culturas

1937
Toledo destino niños ocio infantil

María José, guía oficial de Toledo nos propone un plan muy interesante para pasar un día en Toledo con los niños, con quien le encanta trabajar, sobre todo cuando disfrutan de esta incréible ruta.

“Os propongo traer a vuestros peques a visitar Toledo y que pasemos un rato divertido y didáctico. Os voy a proponer una ruta, a ver si os gusta, para que vengáis con vuestros peques a esta bella ciudad”.

Primero os voy a contar algo de historia

Toledo, aunque es mucho más antigua, empieza a tener más relevancia en época romana. Después estuvieron por aquí los visigodos, cuando vengáis, si os apetece, os cuento quienes eran; más tarde fue una ciudad islámica y finalmente se reconquistó por los cristianos en el siglo XI.

Es una ciudad con murallas, tiene una que es el propio río Tajo; por cierto el Tajo es el río más largo de la península ibérica y otra que es la muralla artificial. Con estas características se puede apreciar que siempre ha estado muy bien protegida. Toledo es la ciudad de las tres culturas, porque durante mucho tiempo aquí convivieron cristianos judíos y musulmanes, conservándose iglesias, mequitas y sinagogas.

En el Siglo XVI fue una de las ciudades más importantes de Europa. Esto ocurre en tiempos de Carlos V: Carlos I de España y V de Alemania. Pero su hijo: Felipe II se llevó la Capital a Madrid, y entonces mucha población de fue hacia esta ciudad y Toledo comenzó a decaer. Hoy en día Toledo está en una mejor situación ya que es la capital de Castilla la Mancha, ya sabéis esta Comunidad Autónoma está compuesta por cinco provincias: Toledo, Ciudad Real, Cuenca, Guadajara y Albacete.

“Vamos a empezar a caminar por Toledo”

Empezamos por la plaza principal: plaza de Zocodover, el nombre procede de un vocablo árabe que significa: mercado de bestias, porque durante mucho tiempo, aquí se compraron y se vendieron animales.

Ahora os voy a hablar de distintos monumentos de la ciudad y si os apetece visitamos alguno de ellos.
Primero con la mezquita del Cristo de la Luz: que aunque era una antigua mezquita islámica, después la convirtieron en Iglesia y hoy en día es el monumento más antiguo que permanece todavía en pie en la ciudad, es del año 999. Hemos empezado por este monumento porque no está lejos de la plaza principal.

La joya de la corona: La Catedral de Santa María

Ahora si os parece, nos dirigimos a la joya de la corona: La Catedral de Santa María. La Catedral de Toledo es una de las más bonitas de España y una de las más ricas del mundo. Se comenzó en el Siglo XIII y se finalizó en el Siglo XV. Es de estilo Gótico.

Y hablando del Greco, si os apetece podemos visitar su obra más importante que está en la Iglesia de Santo Tomé, por cierto, ya hemos llegado al barrio judío; la obra maestra del Greco se titula: El entierro del Señor de Orgaz, aunque mucha gente lo conoce como el entierro del Conde de Orgaz, pero esto es un error; cuando vengáis, si queréis saberlo os comentaré el porqué de esta confusión, que no os quiero desvelar todo, hay que descubrir sorpresas cuando estéis aquí.

un día en Toledo con niños

Continuamos por calles muy bellas, laberínticas y sinuosas enclavadas en este bonito barrio judío. ¿Que os parece si contemplamos una vista espectacular del río Tajo y de los cigarrales Toledanos? Cuando estéis por aquí os puedo contar qué son los cigarrales, que sé que os lo estáis preguntando, ¡je, je! Ahora nos encontramos con dos antiguas sinagogas: La sinagoga de Tránsito y la Sinagoga de Santa María la Blanca. Ya sé que os sorprende que tengan nombres cristianos, pero es que las dos posteriormente se convirtieron en Iglesias y de ahí que se quedaran con estos nombres. La sinagoga del Tránsito se conoce también como Sinagoga de Samuel Ha-Leví, porque este señor fue su fundador.

Monasterio de San Juan de los Reyes

Y para terminar, si os parece, nos dirigimos a visitar el Monasterio de San Juan de los Reyes, que está muy cerquita de la Sinagoga de Santa María la Blanca. Este Monasterio fue mandado construir por la reyes católicos: Isabel y Fernando para conmemorar un triunfo muy importante: la victoria de la batalla de Toro, esta victoria fue decisiva en la vida de Isabel; pertenece a la orden franciscana, de vez en cuando podemos ver a algún franciscano en interior del monumento. A mí, el claustro que hay en su interior me encanta, es muy bello, tiene dos plantas, la planta inferior tiene bóveda gótica y la planta superior tiene un artesonado de madera con simbología de los Reyes Católicos. En el claustro hay arcadas góticas muy bellas.

Foto: Mª José

Para terminar la visita os recomiendo que no dejéis de hacer la panorámica e ir al otro lado del río Tajo y disfrutéis de la maravillosa vista general de la ciudad de Toledo. Así os haréis una idea general de la ciudad. Lo podéis realizar al principio o al final de la visita, como prefiráis, pero estoy segura de que os va a encantar.

Para ir hasta allí tenéis varias opciones: vuestro propio coche, un trenecito turístico y también un autobús turístico o en taxi. Dependiendo de cómo esté el cielo la vista panorámica cambia mucho, este es el cielo que el Greco pintó en muchas de sus obras, el cielo toledano.

Y…¡Tachán tachán!, ya hemos llegado al final de la visita en nuestra imaginación, ahora hay que llevarla a la realidad conociendo en persona todo lo que Toledo puede ofrecer al que la visita, ¡que es mucho! Estoy deseando descubrir Toledo con vosotros y pasar un rato de lo más divertido. ¡Hasta pronto!

Contacto: Mª José García. Guía oficial de Toledo especializada en visitas con niños. Acreditada en español, inglés y francés. Teléfono: 649223593